Buscando la felicidad

Muchos de nosotros nos hemos pasado media vida buscando la felicidad. Algunos tuvieron la suerte de encontrarla, mientras que otros siguen aun con esa faena. La felicidad para unos es una necesidad básica. Un estado que para unos es permanente y que para otros es inexistente. Me he pasado muchos años buscandola de forma incesante, y puedo darme por satisfecho ya que en algún momento la he encontrado. Pero como todo, la felicidad puede acabarse, y a mí ésta siempre me ha durado bien poco.  Dicen que la felicidad está sobrevalorada, pero yo mas bien diría que está incomprendida.

¿Por qué nos obsesionamos con la obtención de la felicidad? es como cuando queremos dormir y no lo conseguimos. Nos ponemos nerviosos y ayudamos a que el sueño no llegue nunca. Cuanto más buscamos a ésta, más lejos está. Lo cierto es que no necesitamos ser felices. Bueno, si que lo necesitamos, pero no debería ser un estado obligatorio. En mi opinión, lo importante es no estar triste. Mientras uno no esté deprimido la cosa estará bien. Por ejemplo, en estos momentos yo no me definiría como una persona feliz al 100%. Antes me preocuparía por ello, pero ahora no. Lo importante es que no me siento triste, ni deprimido. Poco a poco he ido aprendiendo que la felicidad no llega de golpe, ni suele ser algo grande. La felicidad se compone de muchas partes, y uniendo todas se consigue dicho estado. La felicidad no responde sólo al amor, a la amistad, al éxito o a la belleza. Es un cumulo de factores, o al menos así lo veo. Por eso buscarla suele acabar siempre en fracaso.

Felicidad

Durante mucho tiempo cometí el error de creer que la felicidad vendría de la mano de una mujer. Ahora ya no lo creo, y no busco una única felicidad. Busco la felicidad con mis amigos, con mi familia o con las cosas en las que creo y en las que trabajo. Suena paradojico, pero soy mas feliz cuando no busco la felicidad. O mejor dicho, acabo siendo más feliz cuando no busco ésta.

De todos los tuits que me han llegado sobre el tema, me quedo con uno de @il_largia:

“La felicidad es el perfume de las cosas bien hechas”

Para terminar, he escrito un tuit pidiendo a la gente que lo retuiteara si era feliz. Gracias a él he comprobado que muchas personas son felices, lo cual me alegra y mucho. Y tú, ¿eres feliz?

  1. Pingback: Bitacoras.com

  2. @anaernandez

    pues yo creo que mucha veces la felicidad no se encuentra porque se busca en sitios en los que realmente no está. En muchas ocasiones nos venden la felicidad en cosas materiales que muchas veces no llegaremos a conseguir y de ahí vienen las frustraciones. “Sea feliz teniendo un piso en marina d´or, sea feliz haciendo un crucero, el último perfume de moda, las zapatillas más maravillosas del mundo”, en realidad creo que se debe aprender a ser feliz con lo que se tiene o se puede conseguir, no con lo que lo demás nos quieren vender como la “supuesta felicidad”, yo he pasado un bache gordo de salud ahora, aún estoy saliendo, y para mi es una lección que me ha dado la vida…al final te das cuenta de que unos pantalones sólo son unos pantalones, no hay más y lo único que hacen es cubrir tu piernas del frío o de una mala depilación pero como quien lleve los pantalones no sepa disfrutarlos, mal vamos, porque cuando se rompan no queda nada, sólo un trozo de tela y como no tengamos otros…no se si me he explicado bien, creo que hay que buscar la felicidad en las pequeñas cosas, aunque también creo que uno no tiene por qué ser feliz todo el rato, no al menos con esa felicidad que nos quieren vender ;)) enhorabuena por el post, me ha gustado mucho ;) ha contribuido a que sea un poco más feliz esta mañana ;)

  3. Sabes aquello de que: “Olla Vigilada Nunca Hierve”, pues eso… cuando más pendientes estamos de ella menos la encontramos porque en nuestra obsesión por tenerla y retenerla dejamos de ser felices.
    La felicidad como tú dices es un conjunto de muchas cosas, a veces solo con una sonrisa proporcionada por un ser querido ya somos felices por un rato, a veces cuando el ser amado nos comparte una mirada o una sola palabra ya nos sentimos felices, a veces viendo jugar a un par de niños en el parque y recordar la infancia también somos felices, a veces sólo con un movimiento de cola de tu mascota eres la persona más feliz del mundo.
    Todo depende del cristal con que se mire y, sobretodo, se trata de esperar a que la felicidad te sorprenda en cualquier esquina.
    Pero tú tranquilo @pixelillo que si la logro encontrar y que sea un poco duradera te mando una poco en un tweet.
    Porque lo bueno, lo mejor, de la felicidad es compartirla con los seres queridos. ‘;)

  4. ¿Sabes? La búsqueda de la felicidad es lo que mueve al mundo, y cada uno de nosotros la encuentra de una manera diferente, puesto que tenemos objetivos diferentes. Yo creo que la felicidad reside dentro de nosotros y somos quienes debemos hacer que aflore buscando lo mejor de nosotros y regalándoselo a los demás. La felicidad vendrá sola.

¿Quieres opinar?