Canciones para entrar en trance

The Doors – The End (1967)

Y Morrison sacó su lado más psicodelico.

1967. Los Doors lanzaban su primer disco. En él sobresalían grandes temas como Break on through (to the other side) o la maravillosa Light my fire. Pero en ese disco había sitio para una canción de más de once minutos de duración. The End, un tema que se haría famoso entre otras cosas por su uso sublime en la introducción de Apocalipsis Now, es una autentica joya del rock psicodélico. Reconozco que durante una etapa de mi vida me pasé noches enteras escuchandolo con luz tenue y un poco de incienso. Me relajaba el humo, y me hacía desconectar de todo. Una canción increíble en un disco maravilloso.

Santana – Soul sacrifice (1969)

Pura magia desde Woodstock

Uno de los conciertos más recordados de Woodstock es el que ofreció el gran Carlos Santana. El mexicano se ganó a las decenas de miles de espectadores con grandes canciones, entre ellas esta magnifica Soul Sacrifice. Puede que no sea tan reconocida como Europa, Oye como va o Samba pa ti, pero Soul sacrifice es una gran canción. Profunda, compleja, con grandes toques de misticismo.

Pink Floyd – Echoes (parte 1) (1973)

Un solo de guitarra psicodélica antológica

Allá por el año 1972, Pink Floyd era ya un grupo consagrado. Syd Barret era historia y el Dark Side of the Moon aun no había visto la luz.   De la mano de Adrian Maben nació uno de los mejores directos de la historia. Echoes, que en realidad es una canción de 23 minutos, se dividió en dos partes para el concierto. La primera, con la que se abre la grabación es una autentica delicia para los oidos. El solo de guitarra de Gilmour es antológico. Posiblemente uno de los sonidos de guitarra más bonitos de la historia.

Tool – Jambi (2005)

Un clásico moderno para cerrar la lista

Tool es uno de mis grupos fetiche. Los vi en directo allá por el 2007, en la presentación de su último disco, el 10,000 days. Uno de los mejores temas de este disco es Jambi. Hablar de esa canción es hablar de metal psicodélico. Un temazo que nunca me cansaré de escuchar.

¿Quieres opinar?