I see a little silhouetto of a man

“…soy un hombre. Soy un mortal como todos vosotros. Como, bebo y duermo como cualquier ser de este putrido mundo, lleno de cosas buenas y malas, yin y yang perfectamente equilibrado. Me infiltro entre la masa de personas que deambulan a diario por la calle pensando unicamente en su apretada y extresante vida llena de trabajo, estudio y falsas esperanzas. Podéis observar en vuestras calles a alguien vestido de negro, con unos auriculares blancos, mirada perdida y silenciosa presencia. Ese puede ser mi persona, o tal vez no.
Tambien hay momentos, en los que, aun pareciendo imposible, desaparezco. Pronunciar mi nombre es lo mismo que pronunciar la nada. Sólo soy eso, una palabra en el aire. Desaparezco por mi bien, por no desaparecer en el mar de la angustia, sólo lo hago por sobrevivir y poder volver cuando mi mal se vaya, cual vampiro y el sol. Me muevo por la ciudad como una silueta, como una sombra negra. Puedo estar ahí, detras de la esquina, o sentado en lo alto de la ciudad, observando desde allí que se cuece en mi mundo, donde quiero estar pero no puedo. Soy el ser que siempre he querido y nunca he amado, soy como soy, una palabra personificada…”
***
Buenas a todos/as, hacía ya unos días que no hablaba con vosotros. Veamos, los estudios han conseguido que me abandone al sedentarismo y a la vagueza en estas ultimas fechas. No he podido escribir, ni he podido leer mi maravillosa novela Dracula. No he podido casi ni respirar, así que espero que a partir de hoy os escriba con mas asiduidad. El texto de arriba es un pensamiento, una especie de idea imaginada el viernes mientras camniaba de vuelta a casa a eso de las 11 de la noche, cuando mi ciudad esta muerta y caminas solo por las calles. En fin, lo dicho, cuidaros.

¿Quieres opinar?