Ricoh Auto Half SE2

Ricoh Auto Half SE2

Hace unos días pude hacerme con una preciosa Ricoh Auto Half SE2. Había oído cosas buenas acerca de esta cámara, muy similar a la Olympus Pen EE. Ambas son cámaras half-frame o de medio formato, es decir, utilizan película de 35mm y duplican el número de exposiciones del carrete ya que cada uno de estos tiene un tamaño de 18×24 en lugar del 24x36mm. Puede ser una virtud o algo en su contra, pero de eso ya hablaremos en otra ocasión.

Es una cámara robusta, algo pesada para su tamaño la verdad. Tiene un diseño característico que a mí al menos me parece muy bonito. Es posiblemente una de las cámaras más sencillas de usar ya que no requiere ni enfocar ni elegir ningún tipo de velocidad de obturación. Siempre dispararemos a 1/125 y el fotómetro acoplado de selenio se encargará de la apertura necesaria en cada formato. Aquí viene una pega importante de esta cámara, ya que si el medidor de luz está mal nos encontraremos con una cámara inservible. Ah, podemos elegir la apertura para disparos con flash. En esta posición la Ricoh Auto Half SE2 disparará a 1/30.

Una de las cosas más llamativas de esta cámara está en su motor a cuerda para la carga de película. Cuando carguemos un carrete y giremos la rueda empezaremos a su vez a cargar un pequeño motorcito que tras cargarlo nos hará el movimiento automático del negativo tras cada disparo. Este detalle hace que la experiencia de uso sea llamativa, casi como si estuviesemos usando una cámara más moderna. Al acabar el carrete, podremos usar ese mismo motor para rebobinar el carrete.

La Auto Half viene equipada con un objetivo Ricoh de 25mm y f2.8 con enfoque fijo desde los dos metros hasta el infinito. También tiene un temporizador, ideal para cuando queramos salir en las fotos.

Probando la cámara

Como soy muy fan de las cámaras half-frame decidí probar ésta nada más aterrizar en mi casa. La equipé con un carrete Fomapan 100 y los resultados son llamativos:

Ricoh Auto Half SE2
Ricoh Auto Half SE2
Ricoh Auto Half SE2

Tiene un punto a favor y es la sencillez. No tienes que pensar en enfocar, elegir velocidad y apertura, sólo tienes que disparar y punto. Ganamos simplicidad pero perdemos detalles como un enfoque óptimo para un retrato, ya que el área óptima está entre los 2-2.5 metros y el infinito. La veo ideal para viajar, donde priman los paisajes y el número alto de fotos.

La Ricoh Auto Half SE2 o cualquiera de su familia son una buena alternativa a las famosas Olympus PEN EE, que son algo más simples en cuanto a características pero también son más livianas y hasta diría que estéticas. Pero si encuentras una Auto Half por buen precio como fue mi caso, no lo dudes. Eso sí, comprueba antes de nada que el fotómetro está operativo, al igual que el diafragma.

Manual para la Ricoh Auto Half SE2

Como siempre en estos casos os dirijo a la web Buktus. En este caso es el manual para la Auto Half original, pero diré que son prácticamente idénticas en cuanto a funcionamiento se refiere. [MANUAL]

Mi colección de cámaras

Desde hace un tiempo vengo coleccionando cámaras vintage. Si quieres puedes echarle un vistazo a mi colección en este enlace.